Compra tu Citroen C5 de ocasión en AutoScout24

}
Citroen C5

Citroen C5

Así es la variante SUV del popular modelo francés del segmento D

Desde el año 2001 y hasta el pasado 2017, el Citroën C5 fue un vehículo del segmento D que dio muy buenos resultados a la firma gala. Sucesor del Xantia, era un vehículo con cinco plazas y tracción y motor delanteros. Compitió con rivales como el Passat de Volkswagen, el Ford Mondeo, el Honda Accord, los Peugeot 407 y 508, el Opel Insignia y el Renault Laguna, entre otros muchos. Más

Encuentra el coche de tus sueños

Más de 2.4 millones de vehículos a lo largo de toda Europa

En la actualidad se ha reinventado reconvirtiéndose en un SUV de tamaño medio bajo el nombre de Citroën C5 Aircross.

Una nueva gama mecánica que pronto contará con una versión híbrida enchufable

La primera generación, allá por el 2001, se vendió en dos carrocerías diferentes de cinco puertas: la Berlina y la Break. Este modelo compartía plataforma y suspensión con el Peugeot 407. También las mecánicas eran compartidas con algunos modelos del grupo PSA Peugeot Citroën, como los gasolina de 115 y 125 CV o los diésel de 110 y 138 CV. En 2005 tuvo un restyling en el que se cambió el frontal, las luces traseras y parte del interior. Además se mejoró el nivel de los equipamientos más básicos.

La segunda generación llegaría en 2008 y duraría hasta el final de la producción en 2017. Dejó de ser una berlina de 5 puertas para pasar a ser un sedán de cuatro y pasó a compartir plataforma con el Citroën C6 y el Peugeot 508. Contaba además con un acabado superior que la firma francesa denominó EXCLUSIVE y los motores iban desde los 125 CV del 1.8 litros de gasolina hasta los 173 del 2.2 litros diésel. El C5, igual que el C6 finalizó su producción sin un sucesor directo, aunque el DS5 tiene características, prestaciones, equipamiento, calidad y precio muy parecido.

Próximamente saldrá una versión denominada Aircross que ya ha triunfado en China y que llega a Europa para competir en un complicado segmento donde ya hay vehículos de la talla del Renault Kadjar, el KIA Sportage, el Ford Kuga, el Hyundai Tucson, el Opel Grandland X o el Volkswagen Tiguan, entre otros. Está basado en la plataforma EMP2, fabricada por PSA y que ya equipan modelos de la firma como el Peugeot 3008 y 5008, el DS7 Crossback o el Grandland X de Opel. Tiene tres asientos traseros independientes que se pueden deslizar 15 centímetros, se comercializa únicamente en 5 plazas y tracción delantera. En 2020 se estima que llegará una variante híbrida enchufable de la que aún se desconocen. Solo ha trascendido que tendrá una autonomía eléctrica de 60 km y una potencia final de 225 CV.

Principales ventajas y desventajas del Citroën C5

  • Interior cuidado al mínimo detalle, con materiales de primera calidad y buenos acabados.

  • Amplio habitáculo repleto además de huecos para depositar objetos. Espacioso en las 5 plazas.

  • Amplio maletero de entre 580 y 720 litros. Mayor capacidad de carga que sus principales rivales.

  • Conducción sencilla y cómoda gracias a la suspensión de amortiguadores progresivos hidráulicos.

  • Gama de motores fiable compuesta por dos mecánicas diésel y dos gasolina.

  • Precio muy competitivo. La versión más básica cuesta poco más de 21.000 euros.

Comparte plataforma con los que, paradójicamente, son sus rivales en el mercado. Sus dimensiones son 4,50 x 1,86 x 1,69 metros, muy similares a las del Grandland X o el 3008 de Peugeot. Su maletero es mayor (580-720 litros) que el de cualquiera de sus rivales (el también vehículo de PSA ofrece 520 litros). Pero su principal rival, no cabe duda, es el Peugeot 3008, un vehículo que tiene una sensación de amplitud menor, especialmente en la segunda fila de asientos. Unos asientos mucho más cómodos en el caso del C5 Aircross gracias al sistema Advance Confort patentados por la compañía gala, aunque también es cierto que el aspecto y el agarre en curva de los asientos del Peugeot están un escalón por encima. También los ajustes y los materiales son de mejor calidad, así como el diseño y el puesto de conducción (algo más convencional en el caso del Citroën). El que busque confort debería decantarse por el Citroën, mientras que el que quiera deportividad debería quedarse con el Peugeot.

Gama mecánica y precios de salida

Su gama mecánica cuenta con dos versiones de gasolina y dos diésel, ambas con la misma potencia: 130 y 180 CV. Estos son los precios y las especificaciones de cada uno:

  • C5 Aircross Start PureTech 130 S&S: 21.350 euros
  • C5 Aircross Live PureTech 130 S&S: 22.650 euros
  • C5 Aircross Live BlueHDi 130 S&S: 24.650 euros
  • C5 Aircross Feel PureTech 130 S&S: 25.150 euros
  • C5 Aircross Feel BlueHDi 130 S&S: 27.150 euros
  • C5 Aircross Shine PureTech 130 S&S: 27.650 euros
  • C5 Aircross Feel BlueHDi 130 S&S EAT8: 29.150 euros
  • C5 Aircross Feel PureTech 180 S&S EAT8: 29.250 euros
  • C5 Aircross Shine BlueHDi 130 S&S: 29.650 euros
  • C5 Aircross Feel BlueHDi 180 S&S EAT8: 31.250 euros
  • C5 Aircross Shine BlueHDi 130 S&S EAT8: 31.850 euros
  • C5 Aircross Shine PureTech 180 S&S EAT8: 31.950 euros
  • C5 Aircross Shine BlueHDi 180 S&S EAT8: 33.950 euros

Equipamiento y niveles de acabado

Cuenta con un equipamiento variado y completo, especialmente en lo referido a los sistemas de ayuda a la conducción. De esto último se cuentan hasta 20, entre los que destacan el Highway Driver Assist (sistema de aviso de cambio involuntario de carril, control de velocidad de crucero adaptativa, control de estabilidad de remolque, sistema de reconocimiento de señales, luces automáticas, sistema de alerta de atención del conductor, control de ángulo muerto y alerta de riesgo de colisión, entre otras muchas cosas.

Cuenta con cuatro niveles de acabado diferentes: Start, Live, Feel y Shine, que modifican los materiales del interior, de las molduras y de algunos revestimientos. Además, durante el lanzamiento habrá una versión exclusiva denominada Comfort Class Edition, limitada a 300 unidades que contará con un color único gris platino, techo Black Top, faros delanteros Full LED y todo el equipamiento posible.

¿Por qué comprar este modelo?

Se trata de un vehículo amplio, versátil y práctico. Es funcional tanto en recorridos de larga distancia como en ciudad, ya que su longitud (4,5 metros) no es en ningún caso exagerada ni pone en riesgo la maniobrabilidad en calles pequeñas. Su comportamiento es ágil y rápido en cualquiera de sus cuatro mecánicas. Ofrece un excelente confort gracias a una suspensión muy bien trabajada, aunque también es cierto que la dirección no es todo lo rápida que cabría esperar de un vehículo de estas características. Su aceleración está lejos de toda duda: es capaz de alcanzar los 100 km/h en 8,6 segundos y tiene una velocidad máxima de 211 km/h (219 km/h en el caso del Pure Tech 1.6 y 180 CV). Su consumo, no obstante, no es disparatado: 4,9 litros cada 100 km (5,7 litros en el caso del PureTech 1.6 y 180 CV). Esto se debe a que no es un vehículo pesado, lo que, sumado al buen trabajo de insonorización lo convierten en un vehículo realmente agradable de conducción. Es además un vehículo personalizable hasta el extremo: cuenta con 30 combinaciones diferentes, 7 colores de carrocería, techo bitono negro, 5 ambientes interiores diferentes y 4 niveles de acabado.

Opiniones sobre vehículos Citroen C5

73 Valoraciones

4,5

Datos técnicos del Citroen C5

Resumen de los datos técnicos como el consumo, CV (caballos de potencia), dimensiones, peso y longitud

Mostrar datos técnicos