Compra tu Mercedes-Benz GLC 250 de ocasión en AutoScout24

Mercedes-Benz GLC 250

Mercedes-Benz GLC 250

El SUV premium de la firma germana

De mediano tamaño, este SUV cuenta con tracción total 4MATIC y cambio automático en todas sus versiones. Existe asimismo un modelo cupé, con menor capacidad de carga, menos familiar y con un diseño más deportivo. Ambos buscan llenar ese segmento vacío de coches plenamente multifuncionales, capaces de conciliar familia, ocio, amplitud y refinamiento.Más

Encuentra el coche de tus sueños

Más de 2.4 millones de vehículos a lo largo de toda Europa

Mercedes-Benz GLC 250 - Carrocería

Mercedes-Benz GLC 250 - Color de la carrocería

Y la firma alemana lo consigue sobradamente con este GLC 250, un coche realmente equilibrado en cuanto a prestaciones y conducción. Ofrece la posibilidad de incluir suspensión neumática en su equipamiento, algo que solo ofrece otra marca más en el mercado para este tipo de vehículos: el Volvo XC60. Cuenta además con un paquete off-road que aumenta la seguridad cuando abandona terreno pavimentado, añadiendo protección en los bajos, modos de conducción y control en los descensos.

A medio camino entre el gle y gla

Producido desde el año 2008, se trata en realidad de un vehículo que ha sido desarrollado en base a la plataforma del Mercedes-Benz Clase C de tercera generación, y se encuentra en una categoría ligeramente inferior a la del GLE. Fue presentado en el Salón del Automóvil de Frankfurt del año 2015 y comercializado un año después.

En un principio se fabricaba en la ciudad alemana de Bremen para posteriormente fabricarse en Malasia, India e Indonesia y, finalmente, en Uusikaupunki (Finladia), donde se fabrica desde febrero de 2017. Es un SUV mediano, superior al GLA, y viene para llenar el vacío que le quedaba a la marca de la estrella y que ya habían hecho sus principales competidores (Audi con el Q5, BMW con el X3 y Jaguar con el F-Pace.

Ventajas y desventajas del suv alemán

Se trata de un vehículo muy completo con más ventajas que desventajas:

  • El Sistema de Control Vocal da bastantes errores.

  • A diferencia de sus competidores, no dispone de avisador de tráfico transversal.

  • La resolución de los mapas del Sistema de Navegación es inferior a lo esperado en un coche de su categoría.

  • La capacidad de personalización del vehículo es realmente asombrosa, muy alejada de sus rivales.

  • Sus dos turbos secuenciales se diferencian notablemente de sus rivales: a muy bajo regimen ofrece mucho par.

  • A nivel de equipamiento multimedia es completísimo, con cuadros de control de la más avanzada tecnología.

Competidores en un segmento en alza

El de los SUV de tamaño medio es un mercado muy competitivo. Buena prueba de ello es que las principales marcas del mercado vienen apostando fuerte por este segmento en los últimos años. Pese a la rigidez de su chasis, el Alfa Stelvio destaca por su diseño y por su gran espacio interior. El Volvo XC60, otro de los competidores directos, destaca por la eficiencia de su motor diésel y su clara apuesta por la suavidad en la conducción. Su gran pero es el tamaño de sus asientos y del sistema multimedia, del que cualquier usuario de este tipo de vehículos seguramente espere mucho más. Quizás el más destacado sea el Q5 de Audi: espacioso y elegantemente acabado y, sobre todo, aislado como ningún otro del ruido exterior. Juega en su contra la poca potencia de su motor (190 CV).

Motores y precios del Mercedes GLC 250

Existen versiones diésel y gasolina. El primero de ellos es un motor de 4 cilindros y 2,1 litros de cilindrada que consigue entregar hasta 204 CV. Tiene un consumo medio de 5,5 l/100km y se encuentra disponible desde 50.600€. Por su parte, el de gasolina, igualmente de 4 cilindros y 2.0 litros de cilindrada, alcanza los 211 CV. Su consumo es un litro superior al del diésel y se vende por 49.425€.

Un equipamiento de serie muy completo y personalizable

Se trata de un vehículo muy completo en cuanto a equipamiento de serie se refiere, tanto interior como exterior. Cuenta con airbags frontales, laterales y traseros, alerta por cansancio, capó activo para protección de peatones, control de estabilidad y de presión en los neumáticos, luces diurnas LED, mandos multifunción en el volante, climatización Thermatic o equipo de escape deportivo. Este equipamiento es configurable en función de los gustos y necesidades del usuario, pudiendo añadir control de acceso y arranque, paquete off-road, asistencia a la conducción plus y detector de cambio de carril.

¿Por qué elegir el mercedes GLC 250?

Su versatilidad es su principal fuerte: funciona de forma sobresaliente dentro y fuera de carretera. Para este último terreno existe un paquete denominado off-road que garantiza la fiabilidad en superficies irregulares. La capacidad de personalización destaca en un segmento cada vez más pujante y especializado en este aspecto. También el consumo para un vehículo de semejante tamaño es muy reducido (5,5 litros en el caso del diésel y 6,5 en el de gasolina). Una opción a seguir indudablemente de cerca en una categoría de automoción que no para de crecer

Opiniones sobre vehículos Mercedes-Benz GLC 250

4 Valoraciones

5,0