Compra tu Volkswagen Bus de ocasión en AutoScout24

Volkswagen Bus

Volkswagen Bus

Volkswagen-Bus, el incombustible icono de la generación flower power

Volkswagen-Bus es un modelo de furgoneta tipo van para transporte de pasajeros que fabrica la marca alemana Volkswagen, que comenzó a producirse en 1950 y que, en 2003, sacó al mercado su quinta generación. Se trata de un modelo clásico, cuyos tipos más antiguos y raros son materia de coleccionismo y resultan muy codiciados y populares como coches de segunda mano. Más

Encuentra el coche de tus sueños

Más de 2.4 millones de vehículos a lo largo de toda Europa

Las diferentes generaciones de Volkswagen-Bus se agrupan alrededor de las siglas T de Transporter, del 1 al 5 hasta 2003, por ofrecer todos los modelos una cualidad común, la de resultar una herramienta de transporte de pasajeros y de carga combinada muy versátil.

Volkswagen-Bus, en cinco generaciones

El primer modelo de 1950, denominado en algunos mercados como Volkswagen Samba, se fabricó con una extraordinaria colección de variaciones sobre el mismo esquema hasta 1968. La tradición dice que fue un importador holandés de Volkswagen el que propuso en 1947 el diseño de una furgoneta con motor delantero y la configuración básica de la Volkswagen-Bus. Podía transportar entre 2 y 9 pasajeros sentados o su equivalente: hasta 825-900 kilos de carga en el segmento trasero. La caja de cambios era de cuatro velocidades y su motor de gasolina consumía entre 8 y 9 litros por cada cien kilómetros. La primera versión se empezó a fabricar en 1951 y en el mismo año se introdujo la pintura bitono con colores muy vivos y con un añadido especial: 21 espacios cerrados con cristales para hacer más luminoso el interior del vehículo. La versión de doble cabina es de 1956 y la de puerta lateral de corredera llegó en 1962. La segunda generación de la Volkswagen-Bus se fabricó entre 1967 y 1979 en Alemania, hasta 1997 en México y hasta 2013 en Brasil. Mantuvo las líneas redondeadas originales, pero apareció la primera versión con tracción trasera. La tercera generación se produjo entre 1979 y y 1992. La tracción siguió siendo trasera y también se vieron versiones 4X4. Los vehículos Volkswagen-Bus de la cuarta generación se montaron en Polonia, Indonesia, Taiwán y en la planta de Hanóver, en Alemania. La cuarta generación volvió a ver colocado los motores en la parte delantera del vehículo. La última serie, la T5 de la Volkswagen-Bus, significó un nuevo rediseño del vehículo y de los modelos Multivan, Caravelle y Transporter en los que se ganó espacio a lo ancho para mejorar habitabilidad y confort, gracias a acabados ergonómicos internos.

Volkswagen-Bus, décadas de motores

La potencia de los motores fueron incrementándose en cada una de las generaciones de la Volkswagen-Bus en la medida en que el vehículo iba añadiendo nuevos usos y cometidos a su larga lista de tareas, la mayor parte, profesionales. Los motores de gasolina de la primera generación pasaron de 25 caballos en 1950 a casi doblarse con 47 caballos en 1968. La segunda generación fue desarrollada con motores de gasolina de 1.6, 1.7, 1.8 y 2.0 litros y entre 47 y 70 caballos. La tercera generación ofreció motores de gasolina, refrigerados por líquido o por aire, y diésel por líquido. En gasolina hasta 112 caballos y en gasoil hasta 70 caballos. La versión Volkswagen-Bus T4 ofreció trece motorizaciones diferentes, 6 de gasolina y 7 de diésel, alcanzándose en una de las versiones hasta los 205 caballos. Los motores diésel se presentaron incluso como opciones turbo sobrealimentados de hasta 180 caballos y de gasolina de hasta 115 caballos, diseñados con una atención especial a los consumos, a los efectos de la contaminación, atentos a la gestión de residuos y a la eficiencia y fiabilidad. Algo que lo hace ideal como un sólido coche usado.

Opiniones sobre vehículos Volkswagen Bus

1 Valoraciones

3,0