Compra tu Mercedes-Benz 190 de ocasión en AutoScout24

Mercedes-Benz 190

Mercedes-Benz 190

Texto informativo sobre el Mercedes-Benz 190

El auge de la clase media con el Mercedes-Benz 190 Poco después de que los primeros modelos de la nueva serie W201 del Mercedes-Benz 190 llegaran a las carreteras a finales de 1982, éste fue apodado cariñosamente «Baby Benz». Y sin embargo, el 190 medía unos 4,50 metros de largo y casi 1,70 metros de ancho, por lo que hoy en día nadie se atrevería a calificarle con el atributo de «pequeño». Más

Encuentra el coche de tus sueños

Más de 2.4 millones de vehículos a lo largo de toda Europa

No obstante, el apodo «Baby Benz» surgió justo en una época en la que todavía no se habían visto coches pequeños con la estrella de Mercedes. Los modelos Smart, Mercedes-Benz A 140 o Mercedes-Benz B 200 no existían siquiera en las mentes de los ingenieros. Por lo tanto, con el Mercedes-Benz 190 los de Stuttgart dieron comienzo a un nuevo capítulo en la historia de la empresa.

Los Mercedes-Benz 190 clásicos de hoy en día no fueron los predecesores

A pesar de compartir el mismo nombre, los Mercedes-Benz 190 redondos de la serie W120 considerados hoy en día clásicos y fabricados durante los años 50, así como su sucesor, el modelo con aletas traseras de la serie W110 producido de los años 60, no tenían técnicamente nada en común con el 190 de los años 1980. Al contrario que las primeras berlinas 190 del segmento medio superior, este nuevo Mercedes-Benz 190 pretendía ser más bien un compañero de juego de automóviles compactos como el BMW 320, con el que los de Baviera ya demostraron en los años 70 que también se podía ganar dinero en el segmento intermedio. Y más teniendo en cuenta que estos automóviles asequibles podían aprovecharse de la valiosa imagen de un fabricante de lujo.

En diez años el Mercedes-Benz 190 se había convertido en un superventas

El Mercedes-Benz 190 apenas se fabricó durante diez años (hasta 1993) con la denominación de fábrica W201. Transcurrida esta década fue reemplazado por la Clase C. Sin embargo, en este periodo relativamente corto, en el que tan sólo fue sometido a una revisión moderada en 1988, el Mercedes-Benz 190 batió todos los récords. Con casi 1,9 millones de unidades vendidas, el Mercedes-Benz 190 se convirtió en uno de los automóviles de mayor éxito entre las filas de la casa de Stuttgart. Las versiones más populares fueron el Mercedes-Benz 190E con motor de 2 litros y 4 cilindros, así como el Mercedes-Benz 190D que representaba un tercio de la producción llevada a cabo en la fábrica de Sindelfingen. La variante diésel montaba en un principio propulsores de 2 litros. A mediados de los años 80 se comercializó el Mercedes-Benz 190D 2.5 así como una versión con motor turbodiésel y 2,5 litros de cilindrada.

Automóviles del segmento intermedio con prestigio y ambiciones deportivas

Con el Mercedes-Benz 190 y el 190E, equipados también con catalizadores a partir de 1985, los de Stuttgart apostaron por un tipo de compradores que buscaban un vehículo compacto con una buena motorización de entre 66 kW (90 CV) y 97 kW (132 CV) y el habitáculo y el confort de marcha típicos de la casa Mercedes. El prestigio de ser un Mercedes era un valor añadido que traía consigo el Baby Benz... y sin recargo alguno. Para los compradores, también resultaba muy tentador el hecho de que el pequeño Mercedes no sólo se beneficiaba del prestigio de una gran marca, sino que su valor de reventa en el mercado de segunda mano era muy elevado. A mediados de los años 80, Mercedes hizo algo positivo para resaltar la imagen deportiva de los 190.

Motorizaciones más potentes y primeros puestos en las carreras de turismos

Para la versión de producción en serie, el fabricante reservó al Mercedes-Benz 190 motores de 2,3 y 2,5, así como de 2,6 litros de cilindrada y 16 válvulas. Estos 190 desarrollaban entre 122 kW (166 CV) y 173 kW (235 CV) de potencia. En la versión tuneada de AMG, el Mercedes-Benz 190 también estuvo disponible en el año 1992 con un motor de 6 cilindros y 172 kW (234 CV). En el plano técnico y por precio se trataba del Mercedes-Benz 190 más alto de gama. Ese mismo año Mercedes obtuvo muchos puntos en las carreras de turismos con la versión de carreras del Mercedes-Benz 190. Finalmente, el Mercedes-Benz 190E 2.5 16 válvulas ocupó los tres primeros puestos en el campeonato alemán de turismos, demostrando así que no sólo los bávaros eran capaces de construir vehículos de clase media con una dinámica de conducción deportiva y capacidad para brillar con luz propia.

Opiniones sobre vehículos Mercedes-Benz 190

39 Valoraciones

4,5