Compra tu Citroen XM de ocasión en AutoScout24

Citroen XM

El Citroen XM, de formas angulares y sucesor del XC, causó gran sensación en 1989, el año de su presentación. Las líneas, con claro efecto futurista para aquella época establecieron el aspecto de la marca Citroen durante los años posteriores. El XM se fabricó como sedán con parte trasera inclinada y monovolumen, teniendo el sedán un maletero de 455 litros, 1.460 al plegar los asientos traseros, y el monovolumen un espacio de 750 ampliable a 1.960 litros. El habitáculo era francamente generoso y en lo que respecta al espacio para las piernas, el Citroen XM se podía comparar con un amplio BMW de la BMW serie 7.

El Citroen XM también poseía la suspensión hidroneumática típica de Citroen, con regulación automática del nivel. En 1994 se perfeccionó el XM con lo que se eliminaron algunos defectos. El XM disponía de motores de gasolina o diesel, como el 2.0 i con 121 CV (más tarde tuneado a 132 CV). Más tarde se suministraba con un motor turbo de gasolina con 141 ó 147 CV, que generaba mayor potencia. Asimismo era posible elegir entre un motor de cilindros V6 de 2,9 litros y otro de 3,0, con 190 ó 167 CV.

Los motores diesel de los que se disponía eran un turbodiesel 2.1 (109 CV) y, a partir de 1994, el turbodiesel 2.5 con mayor potencia (129 CV). En sus versiones posteriores el Citroen XM hacía gala de todas las características propias de un vehículo moderno: aire acondicionado, elevalunas eléctrico, airbags para el conductor y copiloto, etc. Al final de su producción, en el año 2000, el Citroen C5 se encargó de sustituirle.

Opiniones sobre vehículos Citroen XM

5 Valoraciones

4,2

Datos técnicos del Citroen XM

Resumen de los datos técnicos como el consumo, CV (caballos de potencia), dimensiones, peso y longitud

Mostrar datos técnicos