Compra tu Citroen C25 de ocasión en AutoScout24

Citroen C25

Citroen C25

El modelo de Citroën C25 salió al mercado en el año 1981 como consecuencia de la unión y el esfuerzo de dos grandes compañías del automovilismo europeo: Fiat Group Automobiles y PSA Peugeot-Citroën. Juntos crearon la Sevel (Sociedad Europea de Vehículos Ligeros), una empresa especializada en fabricar vehículos comerciales para ambas compañías sin apenas diferencias entre ellas, excepto por el nombre de los modelos y parte de los acabados. Más

Encuentra el coche de tus sueños

Más de 2.4 millones de vehículos a lo largo de toda Europa

Citroën C25: una furgoneta que se atreve con todo

Tanto para la marca francesa como para la italiana, era esencial crear su propio vehículo comercial ligero sin tener que rendir cuentas a nadie ni depender de otros constructores internacionales. De esta forma, surgieron de la nada la Citroën C25 y sus homólogas, la Fiat Ducato, Alfa Romeo AR6, Talbot Express y Peugeot J5. Más tarde se les conocería como la primera generación y siguieron fabricándose hasta el año 1994. Todos estos modelos eran vehículos comerciales diseñados para transportar casi cualquier tipo de carga sin tener que recurrir a los transportes de gran tonelaje, perfectos tanto para la carretera como para moverse por la ciudad sin ningún tipo de problemas.

Las versiones más interesantes de la Citroën C25

Hoy en día, dentro del mercado de coches de segunda mano, aún se pueden encontrar muchas Citroën C25, tanto por su capacidad de carga intacta como por sus duros y resistentes motores. Algunas de ellas solo están destinadas al transporte de mercancías. Estas son las denominadas furgonetas de carga. Otras solo tienen la cabina y el resto hace la función de remolque. Otras, en cambio, están destinadas para uso personal con un espacio de entre 6 y 9 pasajeros. También existen en versión corta o larga, en clave de autocaravana e incluso con techos bajos o altos según las necesidades de los usuarios. En realidad, las modificaciones que se le pueden hacer a la Citroën C25 son de lo más variadas, siempre y cuando se homologuen oficialmente y pase todas las revisiones.

Cuatro mecánicas para elegir

Esta bestia de carga presenta hasta cuatro motores diferentes en el mercado. El primero y más discreto es el 1.8 litros de gasolina con sus 69 CV de potencia. El segundo es otro motor de gasolina de 2.0 litros, cuyas potencias van desde los 74 CV hasta los 84 CV. El tercero es un diésel de 1.9 litros y 70 CV, y el cuarto en cuestión tiene un motor de gasoil de 2.5 litros y saca una potencia máxima de 74 CV o de 95 CV, según el modelo. Los primeros son motores atmosféricos y los últimos son turbocompresores. Los resultados fueron tan extraordinarios para la Sevel que aún siguen viéndose muchas Citroën C25 por las calles de cualquier ciudad. Después de más de tres décadas, el mercado de coches usados puede enorgullecerse de seguir contando con cualquiera de estos modelos en cualquiera de sus versiones. Tras 1994 y hasta 2006, apareció en escena su sucesora, la Citroen Jumper, que pertenece a la segunda generación. La tercera generación sigue conservando el mismo nombre que la segunda, al igual que mantiene el espíritu joven y contundente de la Citroën C25 primigenia.

Datos técnicos del Citroen C25

Resumen de los datos técnicos como el consumo, CV (caballos de potencia), dimensiones, peso y longitud

Mostrar datos técnicos