Compra tu Toyota FJ Cruiser de ocasión en AutoScout24

Toyota FJ Cruiser

Toyota FJ Cruiser

Toyota FJ Cruiser: Un concept car japonés

El Toyota FJ Cruiser es un SUV de estilo retro con una estética muy similar a los modelos Hummer más pequeños, se inspira en el H3 para aprovechar su tirón en el mercado, disponible como coche usado. Aunque el fabricante japonés toma como referencia sus originales FJ40 Land Cruiser. Más

Encuentra el coche de tus sueños

Más de 2.4 millones de vehículos a lo largo de toda Europa

Se presenta como concept car en 2003 en el Salón internacional del Automóvil de Norteamérica, en Detroit, y debuta en la misma cita de motor, dos años después, como modelo de producción. Lo fabrica la filial de Toyota, Hino Motors, en Hamura, Japón a partir de 2006 y comparte estructura con el Cruiser Prado. En 2013, Toyota EE.UU. anuncia el modelo Ultimate Edition, el último en venta en el mercado americano, no así en Australia y Oriente Medio.

El Toyota FJ Cruiser, un modelo con historia y tradición todoterreno

Tras el FJ40 Land Cruiser, Toyota planifica un modelo FJ en 1990 con capacidades 4x4 más radicales, tras vincular el Land Cruiser a un aumento de la calidad y el tamaño. Este nuevo FJ se basa en los Tacoma y Bandeirante –producido en Brasil con motor diésel-. Se dirige a conductores jóvenes y masculinos –entre los que más gusta este coche de segunda mano-.

El concepto FJ Cruiser rivaliza con conceptos exóticos como los Cadillac Sixteen y Dodge Tomahawk, pero el Toyota tiene una imagen más fresca y retro. Además de ciertas capacidades off-road, y un control de suspensión y tracción A-TRAC resultado de las pruebas de los prototipos en el Bosque Nacional de los Ángeles, Moab, Mohave, Rubicon Trail y Utah. El equipamiento se reduce, respecto al prototipo, para mantener el precio de producción del modelo; pero algunos de los elementos incluidos en el concept car se añaden a la lista de opcionales del modelo a la venta.

Entre las características que comparte con su antecesor, el FJ40, destacan su corta batalla, diseño robusto y el frontal con la misma disposición de los faros y la parrilla. Otros rasgos retro que añade son el parabrisas casi vertical con tres limpiaparabrisas, la denominación Toyota en la calandra –parrilla- y las puertas traseras suicidas –abren al contrario que las delanteras- que le dan sensación de 3 puertas y ahorra el pilar central de la carrocería.

Un habitáculo diseñado para aventureros, conductores objetivo del Toyota FJ Cruiser

Dentro del Toyota FJ Cruiser hay elementos pensados para practicar actividades de aventura fuera del asfalto. Un ejemplo son las superficies interiores, cubiertas de goma lavable para que su limpieza sea fácil y rápida, tras disfrutar de aficiones al aire libre. Otro punto a favor son sus controles y mandos, de gran tamaño para facilitar su utilización con el uso de guantes. El conjunto de tres indicadores, con brújula, temperatura y inclinómetro, y la salida trasera de 110 voltios del prototipo son opcionales en el FJ Cruiser de producción.

El chasis del Toyota FJ Cruiser se basa en el diseño de la camioneta Prado

El diseño del chasis del todocamino japonés deriva de la plataforma que utiliza la pick-up Prado. Los modelos Land Cruiser, Tacoma, 4Runner y Hilux comparten las mismas piezas de suspensión junto con este SUV. Los frenos son de disco ventilados con pinzas de 4 pistones delante y 2 detrás, ayudados por ABS, EBD –sistema de distribución de fuerza de frenada-, BA –asietente de frenada- y control de estabilidad VSC.

Otros sistemas de seguridad, en este caso pasiva, que incluye son los airbags laterales de cortina para ambas filas de asientos y airbags laterales opcionales en los modelos de 2007, de serie en los modelos de 2008.

Los motores de gran cilindrada del FJ Cruiser son los preferidos del mercado americano

El Toyota FJ Cruiser mota el bloque V6 gasolina de 4 litros para los modelos que van de 2007 a 2009, con sistema de apertura variable de válvulas VVT-i. Esta mecánica rinde 237 CV de potencia a 5.200 rpm y 377 Nm de par máximo a 3.700 rpm. El modelo de 2010 reajusta la sincronización de ambos árboles de levas de admisión del sistema VVT-i y el escape, lo que permite elevar la potencia a 260 CV a 5.600 rpm y 367 Nm de par motor y mejorar ligeramente el consumo de combustible

Este SUV nipón está disponible con tracción a dos y cuatro ruedas. Las que cuentan con tracción total incluyen cambio manual de 6 velocidades con caja transfer y diferencial de deslizamiento limitado en las versiones 4x4 a tiempo completo. Las que son 4x4 seleccionables se asocian a una transmisión automática de 5 relaciones y caja transfer, con bloqueo de diferencial trasero –para cuando una de las ruedas pierde motricidad- y, en la mayoría de los casos, manda el 40% de par al eje delantero y 60% restante al posterior; pero puede llegar a repartir el 50% a cada eje. Las unidades con tracción trasera sólo están disponibles con transmisión automática de 5 velocidades, y vienen de serie con un diferencial trasero de deslizamiento limitado.

El mercado principal del FJ es el americano, aunque también vende unidades, no tan significativas, en el resto del mundo. En 2010, Toyota anuncia la venta de coches con volante a la derecha para el mercado japonés. Estos modelos se diferencian por un parachoques trasero diferente y por montar en el delantero luces de posición. A la venta en cinco niveles de acabado muy personalizados, según actividades y aficiones aventureras, no se comercializa con motores diésel.