Saltar al contenido principal
En estos momentos, los servicios que ofrece AutoScout24 están limitados por trabajos de mantenimiento. Esto afecta a algunas funciones, como el contacto con los vendedores, el inicio de sesión o la gestión de los vehículos para la venta.

VÍDEO| Prueba Nissan Qashqai 2021: padre de familia ejemplar

El Nissan Qashqai abrió la veda de los SUV actuales y en esta tercera y completamente nueva generación mantiene niveles para seguir siendo una referencia y un coche a comprar. Probamos, en esta ocasión, la versión “ECO” con motor de gasolina de 158cv y sistema micro híbrido.

En el Nissan Qashqai encontrarás un coche familiar muy actual. De entre los SUV, este coche se encuadra dentro del segmento de los familiares. Mide 4,4 metros de largo y parte de 24.600€. La gama llega a 39.000€ de precio de partida del más equipado.

Lo que hace unos años era el coche familiar por antonomasia, el Nissan Primera, por hablar de una berlina de tres volúmenes de la marca, hoy es el Nissan Qashqai... el Seat Ateca o el Hyundai Tucson, aunque si buscas algo con más posibilidades de electrificación mira el Kia Niro; por citar unos ejemplos como rivales más directos.

Aparte, y además, de este texto, puedes ver en nuestro canal de You Tube una prueba en vídeo del coche.

Como es el Nissan Qashqai Mild Hybrid de 158 CV

El Nissan Qashqai es un coche completamente nuevo. Esta tercera generación del modelo se construye en base a una plataforma distinta. Como anunciábamos antes, y ahora concretamos, su carrocería mide 4,22 metros de largo y 1,85 metros de anchura.__ Así, son 3,1 y 4,2 centímetros más,__ respectivamente, que el modelo precedente. Mide 1,62 de alto.

Tiene un motor de gasolina de 1,3 litros que entrega 140 o los 158 CV de nuestra unidad de pruebas.

Se trata de un propulsor fabricado completamente en aluminio, tanto el bloque como la culata de, por cierto, 4 válvulas por cilindro. Tiene 4 cilindros y 1,3 litros de cilindrada. Además, opera con inyección directa, turbo e Intercooler.

Hemos mirado las prestaciones y, como decimos en el vídeo, tenemos una buena noticia: no hace falta gastarse el dinero en la versión de 158 CV.

El sistema “mild hybrid” intercala un alternador muy grande que supone 6 Nm de apoyo en aceleración al motor alimentado por una batería de 0,2 KWh.

De esta manera, el motor de combustión tiene un poco de ayuda extra para las aceleraciones y recuperaciones, pero, sobre todo, se apaga en más ocasiones, por ejemplo, en una bajada o durante más tiempo, por ejemplo, en una retención prolongada, y ahorra combustible.

Con este sencillo “artilugio”, los fabricantes como Nissan cumplen con la normativa europea y venden en Qashqai con etiqueta “ECO” de la DGT.

No hay que enchufar al Nissan Qashqai

Con un sistema micro híbrido, los fabricantes como Nissan cumplen con la normativa europea y venden en Qashqai con etiqueta “ECO” de la DGT.

El coche que nos ocupa no es un híbrido enchufable, ni si quiera es considerado como híbrido. Está dentro de los llamados “micro híbridos”. La fuerza de su motor eléctrico, ubicado en la caja de cambios, no es alta, como ya hemos indicado, y la capacidad de sus baterías es, también como sabéis, pequeña. De esta manera, la batería se auto recarga con las deceleraciones y las frenadas.

Cómo funciona el Qashqai Mild Hybrid

Su salpicadero no sobresale por tener un diseño de lo más rompedor o vanguardista, pero es moderno y actual y puede montar cuadro de relojes digital de 12,3”, como nuestra unidad.

Aunque los coches modernos tipo híbridos, enchufables o no, o los micro híbridos, como el que nos ocupa, tengan complejos esquemas mecánicos, su conducción es mucho más sencilla que la de un coche más antiguo. El motivo es que suelen tener caja de cambios automática, como el Nissan Qashqai opcionalmente en este motor de 158 CV, con lo que, si pedimos el cambio automático, ya no tenemos que usar el embrague ni el cambio de marchas, facilitando la conducción y, evitando errores en el uso del cambio manual.

Así, para conducir el coche, solo tenemos que poner la “D” para circular, la “R” para echar marcha atrás, la “P” para dejar el coche aparcado, pero, previamente, pasaremos por la “N”, de punto muerto, para poner el freno de mano y, después, la “P”. Solo tenemos que acelerar y frenar, porque no hay pedal de embrague. El coche, automáticamente, utiliza el motor de combustión y/o el apoyo de eléctrico para moverse.

El Qashqai no puede circular en modo eléctrico

Al no tener capacidad de baterías ni motor eléctrico potente, el Nissan Qashqai no puede circular en modo únicamente eléctrico. Sí que arranca en modo eléctrico y puede hacer maniobras a muy baja velocidad, pero no circular, como tal, no desplazándose por la fuerza del motor eléctrico.

En el Nissan Qashqai encontrarás un coche familiar muy actual. De entre los SUV, este coche se encuadra dentro del segmento de los familiares.

Nos ofrece tres modos de conducción: “ECO, Normal y Sport”. Con ellos, sí que nos permite decirle que tipo de conducción queremos hacer. En el día a día, nos hemos desplazado perfectamente en modo ECO, aunque mermen, por ejemplo, sus prestaciones de climatización. Si no tenemos gran necesidad de calentar o enfriar el habitáculo, este modo nos ayudará a ahorrar combustible. Por el contrario, con el modo Sport, el coche gestiona electrónicamente el sistema híbrido y el motor para sacar las máximas prestaciones. Además, la respuesta del volante y el acelerador se hacen más reactivas.

El Nissan Qashqai tiene tracción a las 4 ruedas

El Nissan Qashqai mide 4,4 metros de largo y parte de 24.600€. La gama llega a 39.000€ de precio de partida del más equipado.

Uno de los elementos que podéis demandar a la hora de comprar este coche es la tracción a las 4 ruedas. Aunque la mayoría de las ventas suelen recaer en las versiones con tracción delantera, este coche, asociado al motor más potente y al cambio automático, está disponible con tracción a las 4 ruedas. Además, Nissan ha mejorado el sistema y anuncia que reacciona y se conecta en, alrededor, de 0,2 segundos. Normalmente, circula en tracción delantera, pero cuando detecta pérdidas de motricidad, conecta el eje trasero.

La mayoría de sus rivales cuentan con versiones con tracción 4x4, pero un rival directo como el Peugeot 3008, solo la ofrece en la versión híbrida enchufables más potente y cara.

Cómo es por dentro el nuevo Nissan Qashqai

Lo primero que destaca del Nissan Qashqai es que sus puertas tienen un ángulo de apertura de 85º, lo que facilita mucho la tarea de acceder a su interior y, por ejemplo y además, meter una sillita de bebé.

Sus asientos delanteros son confortables, con un estupendo mullido más duro que blando y nos ofrecen múltiples regulaciones eléctricas. Según el acabado, también pueden ser calefactados y dar masajes. El volante regulaciones más amplias que la generación anterior, tanto en altura como en profundidad.

Mandos, materiales y ajustes demuestran que el coche tiene una elevada calidad.

Su salpicadero no sobresale por tener un diseño de lo más rompedor o vanguardista, pero es moderno y actual y puede montar cuadro de relojes digital de 12,3”, como nuestra unidad. Además, mandos, materiales y ajustes demuestran que el coche tiene una elevada calidad. Lo que nos alegra mucho.

Mantiene independientes los mandos de la climatización, algo que Nissan hace para agradar a sus clientes. Más arriba, encontramos una pantalla de multimedia de 8 o 9” que manejamos de manera táctil.

Con respecto a las plazas traseras, mejor para 2 que para tres adultos. LA cota para las piernas no destaca, pero no es mala. Sólo en opción podremos desplazar longitudinalmente la banqueta, pero no puede reclinar los respaldos.

El acceso al maletero puede ser con portón eléctrico y sistema de manos libres. El volumen del maletero dependerá de si montamos tracción a las 4 ruedas y/o equipo de audio Bosé en el maletero. Como idea general, las versiones de tracción delantera cubican 500 litros y 450 las 4x4.

Las prestaciones del Nissan Qashqai de 158 CV

Desde que empezamos a rodar con el coche, notamos un vehículo sólido. Y es que Nissan anuncia un 41% más de rigidez estructural en la plataforma. Esto ayuda a que todo el chasis trabaje mejor.

Probamos, en esta ocasión, la versión “ECO” con motor de gasolina de 158cv y sistema micro híbrido.

Nos ofrece un tacto de conducción muy bueno, con una mezcla interesante de confort y buena respuesta, aunque puede que encontréis la suspensión un tanto dura. Tiene un buen paso por curva, buena estabilidad, pero, cuidado, porque tiene la dirección bastante directa y un tren trasero ágil... por lo que __ojito con los “volantazos”, suavidad con el Qashqai __y, siendo severos, la suspensión es un tanto dura, por lo que junto con estos neumáticos no esperéis un tacto especialmente blando.

Hemos mirado las prestaciones y tenemos una buena noticia: no hace falta gastarse el dinero en la versión de 158 CV. Es 1 segundo más rápida en el 0 a 100, 9,2 frente a 10,2”, y apenas y apenas tiene un poco más de velocidad máxima. Sí que puede ser más interesante si vamos a viajar cargados o tirando de un remolque o caravana. El consumo medio del Nissan Qashqai de 158 CV es de 6,4 l/100.

¿Preparado para lo siguiente?

Compartir el artículo

WhatsAppEmailFacebookCopiar link

Todos los artículos

En continuo desarrollo

Pruebas · Nissan

Prueba: Nissan Micra IG-T – Cambio de tercio

Pruebas · Nissan

Prueba: Nissan Qashqai – Puntilla de líder

Pruebas · Nissan
Mostrar más