Cómo aumentar la potencia de un motor

Cómo aumentar la potencia de un motor fácilmente

En muchos casos, se tiende a pensar que la potencia con la que se vende un motor concreto no puede ser modificada.

Esto es un error, ya que la mayoría de las compañías testan sus productos en unas condiciones extremas para después ofrecer un rendimiento ligeramente más bajo que el que es posible aumentando con ello la vida útil de ciertos componentes. Sin embargo, existen formas mecánicas y electrónicas de aumentar la potencia de un coche o una moto sin poner en riesgo la integridad de su mecánica o la seguridad de los pasajeros.

Cómo aumentar la potencia de un motor físicamente

A nivel físico hay muchos detalles que pueden convertir un vehículo de gama baja en un coche capaz de ofrecer un rendimiento espectacular que sorprendería incluso al concesionario que lo vendió. Uno de los mejores consejos es hacerse con un kit de admisión de rendimiento deportivo para sustituir el que trae el vehículo. Con ello se pueden conseguir desde unos 3 CV adicionales hasta 10 CV extra, todo depende de la potencia de serie con la que cuente el propulsor. Un nuevo sistema de escape de los gases es también fundamental. Aumentar el flujo de escape eliminando curvas innecesarias y haciendo mayor el diámetro de las tuberías es una buena forma de hacer que un motor rinda de una forma más efectiva consiguiendo unos caballos de más.

Aumentar la potencia de motor electrónicamente

Aquí es donde la mayoría de fabricantes suelen establecer el límite que rebaja la potencia de muchos coches. La centralita electrónica que actualmente se monta en cualquier vehículo es capaz de controlar hasta el último detalle de la mecánica, por lo que es una pieza esencial si se busca cómo aumentar la potencia de un motor. No es necesario sustituirla por una nueva, ya que basta con reprogramarla de forma efectiva para que el coche rinda a una potencia y a unas revoluciones que son prácticamente inimaginables. Esto debe ser llevado a cabo por expertos, ya que puede comprometer algunos de los componentes del vehículo.

Precauciones a la hora de aumentar la potencia de un motor

En lo que se refiere a los cambios físicos, especialmente los de ruedas o la eliminación de piezas pesadas del interior del habitáculo, hay que tener en cuenta siempre las especificaciones de seguridad que la DGT marca como obligatorias. Incumplirlas es fuente de problemas técnicos y, además, bastante peligroso. La parte electrónica es mucho más delicada porque podría acabar fácilmente con el rendimiento del motor. Por ello, existen unos límites lógicos de mejora que no deben superarse. Dependiendo del modelo, la potencia puede llegar a aumentarse hasta en un 20 %, aunque esto no suele ser lo general. Lo más común es poder disfrutar de mejoras en la centralita que lleguen a otorgar al conductor la posibilidad de disfrutar hasta de un 10 % más de potencia. No es recomendable superar este porcentaje por precaución tanto a niveles de seguridad como de integridad de la mecánica del coche.

Compartir el artículo

WhatsAppEmailFacebookCopiar link

Todos los artículos

Biturbo

Asesor · Tecnología del automóvil

Mi coche no arranca

Asesor · Tecnología del automóvil

Cuáles son las mejores bombillas H7

Asesor · Tecnología del automóvil
Mostrar más