Compra tu Smart Descapotable de ocasión en AutoScout24

Smart Descapotable

Smart descapotable, un pequeño gran coche

La marca de coches Smart es conocida a nivel mundial por sus modelos de pequeño tamaño y económicos, especialmente diseñados para ser usados en las grandes ciudades. Desde sus orígenes en 1994, Smart ha tenido 4 automóviles en el mercado: el city-coupé o fortwo, el forfour, el roadster y el roadster-coupé. Todos ellos aun se pueden encontrar en el mercado de coches de segunda mano y son muy apreciados por los conductores urbanos. Los Smart son el vehículo perfecto para moverse con agilidad por la gran ciudad. Decidirse por un Smart descapotable es una garantía de poder circular por el asfalto urbano disfrutando del aire libre, a la vez que con una gran visibilidad y con la comodidad que representa un cambio de marchas con embrague automático. El Smart descapotable es uno de los modelos más buscados en el mercado de coches de segunda mano por parte de conductores urbanos y sin familia, que conciben este automóvil como un medio de transporte para trayectos cortos dentro de la gran ciudad. Puede adquirirse como coche usado en diferentes versiones de gasolina que, de todos modos, siempre tienen en común su motor de tres cilindros, 1,0 litros de cilindrada e inyección indirecta. En todos los casos, el Smart descapotable se presenta como un coche con potencia suficiente para moverse sin problemas, y con un consumo de carburante que entra dentro de lo normal en un automóvil de estas características. En el caso de las versiones diésel, el motor de este modelo de Smart es de 3 cilindros y cuenta con un turbocompresor que le permite llegar a los 54 CV.

Cómo se conduce un Smart descapotable

Ponerse al volante de un Smart descapotable en la ciudad se convierte en un verdadero placer. Su carrocería estrecha y larga permite aparcarlo fácilmente en los espacios más pequeños y pasar por calles estrechas sin problemas. La agilidad que implica conducir un coche de este tamaño ayuda a moverse entre el tráfico. Por ejemplo, necesita muy poco espacio para completar un cambio de sentido. Aun en el caso de los coches de segunda mano, el motor de un Smart descapotable tiene la suficiente potencia para moverse rápidamente y responder al pedal del acelerador con prontitud. Su caja de cambios es manual de cinco velocidades con un embrague accionado automáticamente. Puede resultar un poco lenta, pero garantiza un paso suave de una marcha a otra. Asimismo, merece la pena destacar el Stop & Start del Smart descapotable, un sistema que permite la parada y arranque automático del motor en parada con excelentes resultados en cuanto a rapidez y suavidad.