Saltar al contenido principal
En estos momentos, los servicios que ofrece AutoScout24 están limitados por trabajos de mantenimiento. Esto afecta a algunas funciones, como el contacto con los vendedores, el inicio de sesión o la gestión de los vehículos para la venta.

VÍDEO| Prueba del BMW i7 xDrive60: más allá del lujo

Ponemos a prueba la séptima generación de la Serie 7 de BMW que trasciende los límites establecidos en el lujo y además se estrena con una versión cero emisiones.

Pensar en la máxima expresión del lujo dentro de BMW es una cualidad que ha estado ligada, desde hace 46 años al BMW Serie 7. Es el modelo más exclusivo de la firma bávara pero cuando parecía que nada podía superarlo ha llegado esta nueva generación, la séptima, para establecer nuevos estándares en este aspecto. Además, este séptimo Serie 7 se ha estrenado de una manera inédita a cómo lo había hecho hasta ahora pues la primera versión que se ha comercializado (ahora cuenta ya con otras dos) ha sido precisamente la que te traemos en esta videoprueba: el i7.

Sí, además de ser el buque insignia, de aglutinar todo el lujo habido y por haber en la marca, hablamos de un modelo 100% eléctrico. De esta forma BMW confirma su estrategia de convertirse en un fabricante CO2 neutral antes de que llegue el 2040 y de ser una marca 100% eléctrica para el 2030. Para conseguirlo hay que suprimir la combustión incluso de sus modelos más lujosos pero sin perder un ápice del rendimiento y la calidad de rodadura que les caracterizan. Con este i7 xDrive60 la firma bávara demuestra que el lujo más exclusivo puede estar ligado igualmente a la mayor eficiencia de todas.

prueba-bmw-i7-43

En resumen, este i7 xDrive60 combina en el apartado mecánico un sistema de propulsión cero emisiones con un rendimiento de 544 CV y 745 Nm con el que puede pasar de 0 a 100 km/h en tan solo 4,7 segundos. Una cifra muy reseñable para un modelo que mide 5,39 metros de largo (ya solo se comercializa con carrocería de batalla larga) y que cifra el nada despreciable peso de casi 2.800 kilos. A todo ello se suma igualmente una autonomía oficial homologada de 625 km gracias a la batería de 105,7 kWh de capacidad aunque en la práctica lo normal será estar moviéndose en el entorno de los 500 km. En cuanto a la carga, se puede conectar a tomas de 195 kW por lo que en menos de 30 minutos se puede llenar el 80% y en tan solo 5 minutos conseguir otros 100 km.

prueba-bmw-i7-52

Todo ello sin dejar de lado, como decíamos, la dinámica propia de BMW pues aunque parezca un trasatlántico, este i7 se mueve con una agilidad pasmosa gracias, entre otros, suspensión neumática que nos hace sentir como en una alfombra voladora, a una dirección en las cuatro ruedas que mejor considerablemente la maniobrabilidad a cualquier velocidad, a las estabilizadoras activas que limitan el balanceo o a un aislamiento interno propio de la mejor burbuja. Por 11.000 euros más puedes sumar el acabado M Sport Pro que además de cambiar la estética del coche suma entre otros el chasis M Sport y los frenos M. La guinda, un nivel de conducción semiautónoma 3 que está listo para ser activado en cuanto los diferentes países lo aprueben.

Más que una clase Business

prueba-bmw-i7-02

Pero el quid principal del Serie 7 está siempre relacionado con el lujo y la exclusividad, cualidades que no huyen en esta generación, sino que se enfatizan. Cuesta decidir si quieres conducirlo o prefieres que te lleven porque la zona trasera ha sido confeccionada de tal modo que incluso la clase Business de la mejor aerolínea se quedaría atrás. Ya no solo vamos a entrar en detalles como los asientos reclinables, el mullido de sus cojines o el cuero perfectamente trenzado sino que este i7 es la primera berlina de representación del mundo que equipa en dicha zona un sistema de cine.

prueba-bmw-i7-05

Sí, se llama Theater Screen y previo pago de los 6.700 euros que cuesta el Pack Executive Lounge podemos equipar en la zona superior una pantalla de 31,3 pulgadas, en un monitor en formato panorámico 32:9 con calidad 8K que permite enfatizar la experiencia sensorial hasta niveles nunca vistos en el mercado porque ninguna berlina tiene en sus plazas traseras una sala de cine.

Para redondear el apartado tecnológico, el usuario puede controlar todas las funciones del coche desde las pantallas situadas en los paneles de las puertas, una oda a la digitalización y al siglo en el que nos encontramos. El culmen de toda esta oda tecnológica, como decíamos, es un sistema de apertura eléctrica de las puertas con el que no hace falta siquiera tocarlas. Del precio, mejor no te decimos nada y te instamos a que le des al PLAY para conocer cómo va y todo lo que esconde, que ya te decimos que es mucho.

¿Preparado para lo siguiente?

Compartir el artículo

WhatsAppEmailFacebookCopiar link

Todos los artículos

prueba-bmw-ix1-00

VÍDEO| Prueba del BMW iX1: un heredero de altura

Pruebas · BMW
prueba-bmw-x1-xdrive25e 00

Primera prueba del BMW X1 xDrive25e: enchufado al cambio

Pruebas · BMW
foto X1

VÍDEO| Prueba del BMW X1 sDrive18d: larga vida al diésel

Pruebas · BMW
Mostrar más