Presentación: Volkswagen Golf Alltrack – Ahora también para el campo

La fórmula no es nueva ya que VW ya tiene desarrollada una versión Alltrack sobre el Passat Variant de la anterior generación.

Ahora es el compacto Golf el que recibe un maquillaje estético con protecciones específicas y barras cromadas junto a elementos como la tracción integral 4Motion, una mayor altura libre y el bloqueo del diferencial electrónico XDS en los dos ejes del coche. Estará a la venta en la primavera de 2015 con cuatro motores, tres diesel y un gasolina. Volkswagen quiere que el Golf sea el líder absoluto en su segmento, cosa que no tiene nada fácil debido a la creciente y renovada competencia (Toyota Auris, Peugeot 308, Hyundai i30, Seat León, Ford Focus, Mazda 3 y BMW Serie 1, entre otros). Para alcanzar esta meta, su oferta está compuesta por versiones de tres y cinco puertas así como Cabrio, familiar Variant y monovolumen Sportsvan, a los que se suman variantes como GTI, GTD, R, Bluemotion (bajo consumo), e-Golf (eléctrico) o GTE (híbrido enchufable). La gama parecía completa, ¿verdad? Pero no lo estaba ya que faltaba una interpretación 4x4 del modelo, que acaba de anunciarse: el Golf Alltrack.

Como ya ocurriera con el anterior Passat (del que se toma la idea), se ha tomado la base del Variant por su mayor capacidad interior y por la posibilidad de configurarlo, si bien la distancia al suelo ha aumentado 20 milímetros, los pasos de rueda tienen remates plásticos negros, las estriberas van pintadas en plata y se añaden las llantas de 17 pulgadas Valley (específicas para los Alltrack) y las barras de techo van cromadas. En cuanto al interior, la preparación va acompañada de detalles específicos como la tapicería de los asientos con el emblema Alltrack grabado en los respaldos, apliques en la consola inéditos o bandeja portaobjetos.

La hora de la verdad

En cuanto a motores, se ha optado por un gasolina 1.8 TSI de 180 caballos con caja de cambios automática DSG. Con 280 Newton/metro a partir de 1.350 vueltas, alcanza 217 kilómetros/hora de punta, tarda 7,8 segundos en el 0 a 100 y consume 6,8 litros a los 100. En cuanto a los turbodiésel, las opciones elegidas son de la familia EA288, con el 1.6 TDI de 110 caballos (250 Newton/metro desde 1.500 revoluciones, punta de 187 kilómetros/hora, 12,1 segundos en el 0 a 100 y 4,7 litros de combustible) y los 2.0 TDI de 150 caballos (340 Newton/metro, 207 kilómetros/hora de velocidad máxima, 8,9 segundos en el 0 a 100 y 4,9 litros de ponderación) y 184 caballos con DSG (380 Newton/metro, 219 kilómetros/hora, 7,8 segundos y 5,1 litros).

Independientemente del que se elija, la tracción es integral a las cuatro ruedas 4Motion. Con un embrague Haldex de quinta generación, éste se activa antes de que se produzca un deslizamiento. En caso necesario, el eje trasero se acopla sin escalonamientos en décimas de segundo y existe la posibilidad de transmitir casi el 100% del par al eje trasero. Adicionalmente, cuenta con bloqueo electrónico de diferencial EDS, el diferencial XDS disponible en los dos ejes y el modo Off Road, un control de descenso de pendientes.

El Golf Alltrack estará a la venta a partir de primavera de 2015 y de serie llevará, entre otros elementos, iluminación del habitáculo con led, climatizador, detector de fatiga, sistema de infoentretenimiento y regulador de la velocidad, entre otros.

¿Preparado para lo siguiente?

Compartir el artículo

WhatsAppEmailFacebookCopiar link

Todos los artículos

Clase alta

Pura esencia

En constante evolución

Mostrar más