Cabezas tractoras Scania

Las cabezas tractoras Scania son vehículos diseñados, específicamente, para el arrastre de un remolque, para lo cual cuenta con un enganche especial en su parte trasera. De hecho, cabeza tractora es sinónimo de tractocamión, lo que da una pista bastante certera acerca de sus prestaciones. Dicho automóvil contiene la cabina del conductor, el motor y cuatro o seis ruedas, según el caso.


Evolución de las cabezas tractoras Scania

Scania es, en estos momentos, uno de los fabricantes de cabezas tractoras más importantes del mundo. Fundada en torno al año 1900 y de origen sueco aunque actualmente en propiedad del grupo alemán Volkswagen, ocupa un importante hueco tanto en el mercado de cabezas tractoras nuevas como de ocasión. La calidad, versatilidad y fiabilidad de estas son los elementos que explican que esto sea así.


Principales modelos de cabezas tractoras de Scania

En estos momentos, Scania dispone de una gran variedad de tipos de cabezas tractoras. Los más habituales son los pertenecientes a la Serie R, que son los destinados al transporte pesado de largas distancias y que cuentan, dentro de la cabina, con una cama o litera. No cabe duda de que, en estos momentos, el R420 y el R500, numeración que hace referencia a la potencia en CV ofrecida por sus motores de 16 litros, son los que tienen mayor presencia en el mercado de vehículos de segunda mano.

Por su parte, también es preciso hacer referencia a las cabezas tractoras de la serie G, que son las destinadas al sector de la construcción, ya que sus enganches para remolque están diseñados para arrastrar dispositivos válidos para esta industria. Finalmente, también hay que citar la serie S, que es prácticamente idéntica a la serie R pero con piso plano.


Ensambles y tipos de cabezas tractoras de Scania

Scania se ha preocupado, con el paso del tiempo, de adaptar sus cabezas tractoras a las necesidades de todo tipo de usuarios. Prueba de ello es que, en estos momentos, los modelos pertenecientes a la serie R pueden encontrarse con cabina baja adelantada, cabina alta adelantada o cabina T con motor adelantado. Asimismo, en el caso de la serie G, es posible encontrarlas con cinco tipos diferentes: tres de ellos poseen un dormitorio y diferentes medidas de ancho y largo, otra con cabina amplia y otra con cabina corta.

En cuanto a la configuración de la tracción, hay que decir que estos camiones pueden elegirse en formato 4x2, 4x4, 6x2, 6x4, 6x6, 8x2, 8x4, 8x6 y 8x8. Fundamentalmente, el primer dígito hace referencia al número de ruedas y el segundo a aquellas provistas de tracción. Por ejemplo, la configuración 8x4 hará referencia a un modelo de cuatro ejes con tracción en dos de ellos.


Innovaciones destacadas en cabezas tractoras de Scania

Scania es una marca que, a la hora de fabricar sus cabezas tractoras, ha apostado firmemente por la fiabilidad, la seguridad y, sobre todo, por la eficiencia medioambiental. De hecho, logró ser, desde la aparición en el mercado de la Serie S, uno de los primeros fabricantes en conseguir que sus motores se ajustasen a la exigente normativa Euro 6 en materia de consumo de combustible y de emisiones de gases contaminantes. También ha conseguido diseñar cabinas en las que perfectamente cabe una persona de pie, tal y como se aprecia en las versiones Highline y Topline.


Conclusiones

En definitiva, teniendo en cuenta que, en estos momentos, Scania es el tercer mayor productor del mundo de cabezas tractoras y que diferentes modelos gozan de una gran prestigio en todo el mundo a la hora de acometer tareas pesadas, no cabe duda de que se trata de vehículos muy fiables tanto nuevos como de segunda mano. Por ello, no es de extrañar la enorme demanda que tienen en la actualidad.

Volver arriba