Compra ahora tu Peugeot Monovolumen en AutoScout24

Encuentra el coche ideal

Ofertas para tu búsqueda

Ofertas para tu búsqueda

Peugeot monovolumen, un francés elegante

Los vehículos considerados como monovolúmenes son aquellos que reúnen en un mismo espacio los compartimentos destinados al motor, pasajeros y maletero. El primer modelo con estas características de Peugeot fue el Peugeot 806, fruto de un acuerdo de producción y comercializaciónn con Fiat. La primera generación del 806 se produjo entre los años 1994 y 2002. Entre 2002 y 2014, la marca mejoró el producto sacando al mercado una segunda generación, el monovolumen Peugeot 807. Las diferencias entre ambas generaciones se reducen a cambios en los frontales traseros y delanteros y a equipamientos interiores. Un modelo de monovolumen totalmente propio de Peugeot fue el 5008, que el fabricante francés comenzó a comercializar en su primera generación a finales de 2009. Se trató del primer movolumen compacto producido por Peugeot, para uso familiar y como parte de flotas de alquiler de coches para profesionales. El coche presentaba un motor delantero colocado transversalmente en una configuración de tracción anterior. Este monovolumen de Peugeot montaba una carrocería en la que se distribuían cinco puertas que permitían el acceso a sus cinco o siete pasajeros. El Peugeot monovolumen 5008 empleaba el mismo chasis que el Citroën C4 Picasso, que era la versión extendida de dos plataformas anteriores, la del Peugeot 308 y la del 3008. El Peugeot monovolumen 5008 fue una apuesta del fabricante francés por mantener un producto automovilístico en el mercado que fuera una alternativa a los C-Max, Zafira, Grand Scénic y Touran, de Ford, Opel, Renault y Volkswagen, respectivamente.

Características del monovolumen de Peugeot

Peugeot es un fabricante de automóviles que tiene una historia industrial bicentenaria y que se dedicó, y aún se dedica, a la producción de bicicletas y diferentes máquinas herramientas. Esa variedad productiva le ha llevado a extender la fabricación de sus modelos automovilísticos a otros segmentos como el de los monovolumenes. En el mismo sentido, una de las características más destacadas del Peugeot monovolumen 5008 fue la gran modularidad de su diseño. El conductor tenía a su disposición una posición elevada para mejorar una visibilidad que también destacaba un parabrisas panorámico de 1,70 metros cuadrados de superficie. Los respaldos traseros podían ser abatidos o recolocados individualmente. Con todos los asientos abatidos, la configuración de carga ofrecía desde la puerta trasera 2,76 metros lineales de superficie. Algunos detalles de serie proporcionaban condiciones previstas para usos de ocio, como espacio para depósitos de agua en el suelo de la cabina o como posiciones para botellas en una bandeja adaptada. El Peugeot monovolumen 5008 se comercializó también bajo una variante denominada Family que añadía a la fórmula general del modelo un techo panorámico y unas pantallas para ver imágenes de vídeo en las plazas posteriores. Estos modelos pueden ser encontrados en el mercado de coches de segunda mano.

El Peugeot monovolumen y sus motores

El Peugeot 806 fue motorizado con un motor de gasolina de 2.0 l que ofrecía 121 CV y que fue reemplazado posteriormente por otro atmosférico de 147 CV. También fueron equipados con dos diésel, de 1.9 y 2.1 l. El Peugeot 807 de segunda generación incorporó dos motores de gasolina de 2.2 y 2.9 l y un diésel más de 2.2 l y 128 CV. El Peugeot monovolumen 5008 salió al mercado en 2009 con cinco motores, dos de gasolina y tres diésel. Los de gasolina de 1.6 l eran de 120 y 150 CV. Los diésel, uno de 1.6 l y 109 CV y el otro de 2.0 l, en dos versiones, con 150 y con 163 CV. Todos los motores montaban cuatro cilindros en línea con cuatro válvulas por cada cilindro. El motor de gasolina de 150 CV era alimentado bien con turbocompresor, bien con un sistema intercooler o bien con inyección directa del combustible. El motor de gasolina del Peugeot monovolumen 5008 de 120 CV no contaba con ninguna de estas implementaciones técnicas. Los motores diésel, por su parte, ofrecían inyección con common-rail, turbocompresor con geometría adaptable y también intercooler. La marca Peugeot consiguió con esa combinación de motores una adaptación a todos los usos potenciales de la fórmula del vehículo, algo muy apreciado entre los entusiastas de los coches de segunda mano que buscan precisamente esa versatilidad.