Compra ahora tu Peugeot Deportivo en AutoScout24

Encuentra el coche ideal

Ofertas para tu búsqueda

Ofertas para tu búsqueda

Los Peugeot Deportivo son modelos deportivos, de éxito como coches usados, de diferentes categorías según su tamaño, rivales de los coches equivalentes de marcas generalistas como Hyundai, Subaru, Toyota y Volkswagen con modelos coupé de 2+2 o 4 plazas. Como la mayoría de su competencia directa, los deportivos de la marca del León cuentan en sus respectivas gamas con versiones diésel y gasolina turbo, además de otras radicales de alto rendimiento.

Sus cotas van desde los 4.287 mm de largo del Peugeot RCZ –el coupé más pequeño de la gama deportiva gala-, pasando por los 4.294 mm de longitud del RCZ R, la versión más radical del deportivo 2+2 plazas francés, hasta los 4.815 mm de largo del Peugeot 407 Coupé, sucesor del Peugeot 406 Coupé –pionero de este tipo de carrocería derivada de la berlina media de la marca-. Estos dos últimos sólo disponibles de segunda mano.

El Peugeot RCZ es el arma revelación de la marca francesa en el segmento deportivo

El Peugeot RCZ mide 4.287 mm de longitud, 1.845 de anchura, 1.359 de altura y 2.612 mm de batalla. Se trata de un 2+2 plazas, como es norma en este tipo de carrocería, justo en las plazas traseras, que sólo está disponible en carrocería coupé.

Destaca por montar motores gasolina de origen BMW. Peugeot los llama 1.6 THP 155 con 156 CV y 1.6 THP 200 con 200 CV de potencia. Para los conductores que buscan consumos ajustados hay disponible un 2.0 HDi 160 con 163 CV turbodiésel. Para redondear la gama del RCZ, la marca francesa tiene una versión radical el RCZ R 1.6 THP 270 con 270 CV de potencia con bloque también de origen alemán.

El chasis y los motores de los Peugeot RCZ los convierten en referencia

Los Peugeot RCZ se caracterizan por ofrecer sensaciones al volante con una imagen distinguida y original, y un comportamiento hasta ahora sólo al alcance de rivales más premium. El modelo del león planta cara y saca los colores al Audi TT, más caro y burgués a igualdad de potencia.

Así la baza principal del RCZ es su gran relación entre calidad, equipamiento y precio, sin olvidar un comportamiento deportivo que deja en evidencia a algunos pioneros del nicho de los coupé pequeños, más fáciles de conducir y aburridos a la hora de extraer la quintaesencia de sus mecánicas. La versión R mantiene el precio asequible que caracteriza a este modelo.