Compra tu Peugeot automatico en AutoScout24.es

Encuentra el coche ideal

Ofertas para tu búsqueda

Ofertas para tu búsqueda

Peugeot, un sello automotriz

La empresa automotriz Peugeot tiene una historia de más de 200 años. Actualmente, forma parte del grupo PSA Peugeot Citroën y es el segundo más importante de toda Europa. Desde que la familia que le dio el nombre a esta compañía dio luz a este emprendimiento en París, sus automóviles, vehículos utilitarios y camionetas fueron un éxito rotundo.

¡Peugeot, un estilo inconfundible!

En los últimos años, la marca francesa se destaca por crear autos con un estilo muy deportivo. Incluso, los vehículos de turismo fueron pioneros en combinar la comodidad del interior con los diseños aerodinámicos. El 207 y el 308 fueron algunos de los máximos exponentes en esta categoría. En la actualidad, el RCZ se ofrece como un deportivo puro y tiene un diseño vanguardista en este campo.

La caja Peugeot automatico

A lo largo de la historia, en la compañía fueron usados distintos sistemas de transmisiones. Las cajas automáticas se ven en coches usados y nuevos. El 207 y el 308 utilizan cajas automáticas eléctricas de tipo Tiptronic de última generación. Son modelos de 6 o 5 marchas que funcionan con gran precisión y ofrecen una conducción realmente suave y exacta.

Las cajas automáticas de Peugeot

Los sistemas de transmisiones fueron variando y mejorando con el tiempo. Al principio, las cajas manuales equipaban a la gran mayoría de los modelos de automóviles. Con el tiempo, por comodidad y consumo se pasó a las automáticas. De esta manera, el motor sufre un menor desgaste y los cambios son totalmente precisos. Todo funciona como una máquina perfecta y la vida útil de estos componentes suele ser mayor porque se utiliza correctamente.

Las ventajas y desventajas de la transmisión automática

Normalmente, las personas que prefieren este tipo de sistema son las que se preocupan por el consumo y quieren mayor confort para su conducción. La gran mayoría de los casos son padres de familias a los que no les interesa experimentar manualmente cada marcha. La ventaja de la caja automática es que tiene un menor consumo de combustible porque no exige al motor y cada cambio pasa a su tiempo exacto. Además, ofrece un confort único porque el conductor solamente debe pensar en el volante y en el acelerador. De esta forma tiene un movimiento menos y un pie que queda liberado.

En contra, las cajas automáticas no son las mejores para los que les gusta el estilo deportivo o sentir el vehículo. Por este motivo, los competidores y los vehículos de carrera siguen utilizando modelos manuales. Si la marcha se pasa o baja manualmente se puede decidir cuánto exigir al motor o llevarlo al límite. Normalmente, son ideales para vehículos deportivos.

Los que están acostumbrados a las cajas manuales no se acostumbran fácilmente a este sistema. Pero una vez que lo hacen, todos quedan encantados por lo cómodo que es.