Compra ahora tu Ford Descapotable en AutoScout24

Encuentra el coche ideal

Ofertas para tu búsqueda

Ofertas para tu búsqueda

Ford es un fabricante que existe desde hace más de 100 años, dada su fundación en 1903, y que a lo largo de este tiempo ha creado todo tipo de vehículos de calidad. La firma de automóviles dispone de un alto nivel de popularidad entre los conductores aficionados a ponerse al volante de vehículos de calidad, buen rendimiento y resistencia. Pero nunca ha tenido un gran interés en cuanto a los descapotables, aunque son modelos habitualmente disponibles usados.

El primer Ford descapotable

Si bien en la actualidad los descapotables son coches usados que destacan respecto a modelos más clásicos, encuentran sus orígenes en la propia empresa Ford. El Cuadriciclo Ford es responsable de todo lo que se conoce hoy día como un descapotable. Este coche fue creado por el propio Henry Ford cuando todavía no había fundado su compañía. Utilizó cuatro ruedas de bicicleta y otras partes muy primitivas en comparación a los sistemas actuales, como una simplificada caja de cambios y un nivel de combustible que solo llegaba a ser de 13,2 litros. Se trató de un vehículo que marcó a Henry Ford y que ayudó a escribir el futuro de los descapotables de la marca.

Propuestas posteriores de calidad

Los descapotables siguieron su expansión, no solo de la mano de Ford, sino también gracias a otros fabricantes. En el caso de Ford, fueron muchas las propuestas que la marca realizó, incluso después del fallecimiento de Henry Ford en el año 1947. En 1953 se intentó modificar un Continental Mark II a modo de descapotable, pero el proyecto no llegó a buen puerto. Pocos años más tarde la idea se representó bien con el Skyliner, que llegó a ser en su momento de existencia el único auténtico descapotable disponible en el mundo entero. Esto le convirtió en un modelo de gran fama. Con los años Ford ha presentado otros coches que han aportado más variedad a su catálogo de descapotables, como el Ford GT X1, el Ford Streetka o el Ford Focus.

Ford Mustang, el descapotable usado inimitable

Desde mediados de los 60 y hasta la actualidad, sin detenerse, las distintas generaciones del Mustang han representado el equilibrio entre potencia y diseño en lo referente a los coches usados Ford descapotables. Los conductores han ido encontrándose con modelos en los que Ford ha cuidado el diseño y los componentes. Un buen ejemplo es el clásico Ford Mustang de 1989, con un estilo aerodinámico que en la época le permitió destacar, así como una amplia variedad de colores.

La versión más reciente de descapotable Ford es la sexta generación del Mustang, con tres opciones de motor, EcoBoost 310 de cuatro cilindros a 2,3L, 300 hp V6 de 3,7L o Coyote 435 V8 de 5L. Respecto a la transmisión, es posible partir de una manual de seis velocidades o una transmisión automática de las mismas velocidades. Además, dispone de un sistema de suspensión trasera independiente que le proporciona un rendimiento superior a la altura de lo que Ford ha acostumbrado a sus seguidores.